LA TRADICIÓN CENTENARIA DE LAS ALFOMBRAS FLORALES DE BUEU

Texto elaborado por Óscar Rodríguez Martínez, socio de A Illa dos Ratos, a partir de información proporcionada por Carmen Santos y Manuel Alonso, Presidenta y Vicesecretario de la Asociación Cultural Alfombras de Bueu.

LA FIORENTINA. Deliciosos helados artesanos en la calle Félix Ozámiz, 6 de Cangas.

Hoy nos acercaremos a una tradición centenaria de la Villa de Bueu, sus alfombras florales. Viajaremos al siglo XVIII para conocer sus inicios ligados a la celebración del Corpus Christi para luego hablar de su continua evolución a lo largo del siglo XX hasta convertirse en un importante atractivo cultural y turístico.

El origen de las alfombras florales de Bueu estaría vinculado con la celebración del Corpus Christi

La celebración del Corpus Christi se estableció en Bueu a partir del siglo XIII y luego se extendió a todas sus parroquias a lo largo del siglo XIV. En la parroquia de San Martín de Bueu se encontraron documentos escritos del siglo XVIII que avalan la celebración de esta fiesta, de hecho, según estudios del investigador Arturo Sánchez Cidrás, ya en 1740 se encuentran referencias en el libro «La Cofradía del Santísimo Sacramento» en las que se habla de los gastos incurridos con motivo de la celebración.

Pero no sería hasta el año 1913, cuando el 1 de junio aparecería un artículo en el diario local «El Adelanto« en el que se decía que «Flores, incienso, espadañas, son finos aromas que arroban el espíritu hacia Dios» en referencia al Corpus Christi en el pueblo.

Hasta el momento no se han encontrado más referencias escritas, pero lo cierto es que estas flores, hinojo y espadañas se extendían por los caminos por los que pasaba el Santísimo para que la sagrada forma no pisara el suelo y discurriese sobre la purificada alfombra en su ruta.

Estas formas primitivas continuaron existiendo, incluso en los peores años de la Guerra Civil, hasta que a mediados de la década de 1940, probablemente entre 1945 y 1948, hubo una gran evolución con la introducción del serrín de las carpinterías de ribera y talleres de carpintería artesanal del pueblo, un claro ejemplo de la gran influencia que siempre ha tenido el mar en el diseño y ejecución de estas obras.

LAS ALFOMBRAS FLORALES DE BUEU (I): ORIGEN Y EVOLUCIÓN
Alfombras florales en la Banda do Río a mediados del siglo XX.

Estos serrines eran teñidos de varios colores utilizando anilinas y tintes al agua y, dada la escasez de flores naturales, se añadían a los materiales que ya se venían utilizando, dando como resultado alfombras más densas y coloridas.

También podemos ver, en las fotografías que tenemos, cómo surgieron en ese momento las primeras formas geométricas, que se realizaban usando moldes de cartón y con el paso del tiempo de madera, lo que les permitía ser más perfectas.

Con el paso de los años, se decidió utilizar la masa vegetal frente a las virutas y serrines, y para tener suficiente materia prima, se echaba mano de los campos cercanos, aprovechando todo tipo de flores, semillas o tallos que sirviesen para incorporar a los trabajos.

Como es lógico la situación general fue evolucionando y las personas involucradas en la elaboración de las alfombras, plantaban especies vegetales que luego les permitiesen tener flores de diversas variedades y colores en las fechas de los trabajos.

De hecho, una de las peculiaridades de las alfombras de Bueu siempre ha sido que el material utilizado en la elaboración de las mismas proviene de la búsqueda en el medio natural o en plantaciones preparadas para tal fin, recurriendo solo ocasionalmente a la compra de materiales adicionales.

Con el tiempo, la forma de organizar las alfombras del Corpus en Bueu pasó de un modelo en el que diferentes colectivos coordinaban el trabajo a otro en el que la decisión sobre el diseño y la elaboración estaba en manos de los propietarios de las casas ubicadas por donde pasaba a la procesión

Al inicio de esta tradición fueron diferentes colectivos los que promovían la realización de estos trabajos florales con motivo de la celebración del Corpus Christi donde, como decíamos, lo habitual era esparcir la materia vegetal por las calles por donde pasaría la procesión.

Con el paso de los años, la responsabilidad pasó directamente a las familias propietarias de las casas ubicadas en las calles por donde pasaba la procesión, de modo que fueron ellas quienes decidían la elaboración de los tapices que se creaban frente a sus propiedades.

Esto provocó que los diseños incluyeran una infinidad de nuevos motivos geométricos o antropomórficos, religiosos o laicos, generando una amplia diversidad imaginativa que atrajo año tras año a una gran cantidad de público, incluso de lugares lejanos, para admirar las obras.

En la década de los ochenta surgió un nuevo impulso con la llegada de nuevas formas de trabajar, siempre con un carácter claramente diferenciador, que permitieron realizar alfombras que eran casi como las textiles persas, con gran creatividad en los diseños e incorporando motivos innovadores.

Así surgieron en ese momento cualidades que permanecen en las alfombras que se realizan en la actualidad y que se enumeran a continuación:

  • Para el perfilado del dibujo se utilizaban inicialmente semillas de eucalipto, sus tapas u otros vegetales como el árnica. En esta época se empezaron a introducir materiales procedentes de la costa, como conchas de diversas especies como berberechos, almejas, vieiras, mejillones …
LAS ALFOMBRAS FLORALES DE BUEU (I): ORIGEN Y EVOLUCIÓN
Árnica que se utilizaba tradicionalmente para perfilar alfombras florales.
  • En esta línea, cualquier elemento procedente del mar es utilizado hoy en las alfombras de Bueu, bien en los perfilados o tratándolos para realizar rellenos únicos que permiten efectos visuales muy originales.
  • Además, se está probando con el uso de virutas metálicas (aluminio) y con papel (origami).
  • También se busca una solución a problemas como el viento del norte o la lluvia en las calles de la localidad, condiciones que requieren la invención de técnicas que minimicen el efecto de estas condiciones climáticas en los trabajos.

Desde 2015, la Asociación Cultural Alfombras de Bueu se encarga de organizar las alfombras en el día del Corpus Christi y poner en valor esta tradición

En los últimos años, aunque la realización de alfombras en Bueu siempre ha tenido una vocación familiar ligada a las casas por las que pasaba la procesión, se está volviendo a una realización colectiva de las alfombras liderada por la Asociación Cultural Alfombras de Bueu, de la que hablaremos en el siguiente artículo.

LAS ALFOMBRAS FLORALES DE BUEU (I): ORIGEN Y EVOLUCIÓN
Alfombra floral en la calle Eduardo Vincenti.
Óscar Rodríguez Martínez
Presidente A Illa dos Ratos en | + artigos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable A Illa dos Ratos.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  Dinahosting.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.